La muerte de los hipervínculos y la web

El bloguero Hossein Derakhshan estuvo seis años en prisión en Irán. Al salir, se encontró con un internet distinto.

Internet, dice, se parece cada vez más a una televisión personalizada:

  • Facebook se está transformando en internet. Y Facebook no es como los blogs. Facebook es una plataforma cerrada, centralizada y limitante. A Facebook no le gustan los hipervículos.
  • En vez de vínculos, tenemos “me gusta”. Y lo que nos muestra Facebook depende en gran parte de cuándo fue publicado y cuántos me gusta recibió. Es decir, novedad y popularidad.
  • Internet tiene su primetime, su modelo de negocios es el avisaje y favorece el tratamiento emocional de los temas.
  • Internet ya no nos desafía. Lo que vemos está basado en nuestros hábitos. Los DJ son un buen ejemplo en este sentido, capaces de mezclar canciones clásicas con otras más nuevas que sí nos desafían.

Aunque comparto gran parte de lo que dice, debo decir que sus ideas de cómo ejercer resistencia son algo débiles.